jueves, 7 de marzo de 2013

Ciudad aérea

Ciudad aérea

El proyecto cuenta con una caja acristalada levantada siete pisos por encima del suelo en cuatro torres en celosía de acero que descansan sobre una pendiente, un basamento cubierto de hierba.

El instituto cuenta con un parque urbano en la parte superior, mientras que la base oculta cuatro salas, una cafetería, una sala de deportes, una galería y un espacio multifuncional para eventos.

¿Cómo puede un lugar por un lado cumplir con la ambición de sinergia, con el objetivo de armonizar los canales ligados al diseño y por otro lado expresar la identidad de cada especialidad?

¿Cómo puede abrirse al mundo exterior, pero conservando la exclusividad y la protección intelectual necesaria para producir el mejor diseño? ¿Cómo podemos construir un edificio para una institución de tendencias, sin que al mismo tiempo se produzca su vinculación a una categoría?

Para ello, el instituto debe ofrecer una "infraestructura" capaz de producir diseño y su conexión con el mundo exterior. "La hoja blanca, el punto de partida de todo" simboliza el nuevo Hong Kong Design Institute. La elevación del Instituto activa la base que se transforma en un gran espacio público para la interacción y el intercambio de ideas, un espacio urbano cuyo papel clave es fomentar las reuniones, el descanso y proporcionar un espacio verde natural.

Por lo tanto, la conectividad con la ciudad parece casi natural. Los "pilares de la educación" se incorporan en el complejo. Tienen capacidad de aulas y el apoyo del instituto. Que se unen para fundirse en la "ciudad aérea" que provee servicios y lugares más tranquilos. De esta manera, el Instituto de diseño incluye los componentes operacionales entre el cielo y el suelo, un complejo que es típico de Hong Kong.

Ciudad aérea

Ciudad aérea

Ciudad aérea

Por iiarquitectos y arq.com.mx

0 comentarios:

Publicar un comentario