lunes, 9 de agosto de 2010

La primera capital del siglo 21 del mundo

La primera capital del siglo 21 del mundo

Astana es la primera capital construida en el siglo 21 y el hecho representa perfectamente hacia dónde se encamina el mundo. Es la visión de un hombre: Nursultan Nazarbayev, el presidente de Kazajstán. Con el respaldo de miles de millones de petrodólares, la ciudad está siendo construida desde cero en un área remota y desierta de las estepas asiáticas. El resultado es sorprendente: una capital oculta y futurista, abrazando al Nuevo Orden Mundial, mientras celebra la religión más antigua conocida por el hombre: el culto al sol.

En el sitio web The Vigilant Citizen se detalla claramente, con numerosas fotografías, planos e infografías, cómo a partir de la arquitectura (inglesa en este caso) se puede desafiar abiertamente al nuevo orden mundial desde el propio orden mundial, que busca por todos los medios impedir el despegue autonómico de la Eurasia (particularmente los países del extremo oriental de la ex Unión Soviética, la propia Rusia, India y China. La ciudad sigue siendo un sitio de construcción enorme, pero los edificios que ya han sido terminados resumen la visión oculta de Nazarbayev.

Concebida por el arquitecto más prolífico de Gran Bretaña, Lord Norman Foster, una pirámide gigante ubicada en el pórtico de ingreso a Astana es una presencia extraña en medio de las estepas de Asia. El edificio está dedicado a “la renuncia a la violencia” y a “reunir a las religiones del mundo”. Norman Foster ha dicho que el edificio no tiene símbolos religiosos reconocibles para permitir la reunificación armoniosa de las confesiones. En realidad, la pirámide es un templo para la única religión verdadera ocultista: el culto al sol. Un viaje al interior de este edificio es algo realmente simbólico. Representa la trayectoria de cada humano a la iluminación.

“Los iniciados aceptaron la forma de pirámide como el símbolo ideal de la doctrina secreta y de las instituciones establecidas para su difusión”, dice Manly P. Hall, refiriéndose a las enseñanzas secretas de todas las edades y al “novus ordo seculorum” (nuevo orden de los siglos). La monumental pirámide es, pues, el último símbolo que representa los misterios de las civilizaciones antiguas. Sublime en su sencillez, divina en sus proporciones, encarnan tanto el conocimiento divino de la iluminación como el desconcierto de las masas. La élite de hoy, iniciada en lo oculto, es la heredera de esta antigua sabiduría y usan la pirámide como un símbolo de poder en el mundo moderno.

La iluminación representa el presente del principio divino en el universo y en cada ser humano. Otro significado simbólico atribuido a la piedra angular que falta es el carácter inacabado del nuevo orden mundial. Se dice que la piedra angular de la gran pirámide se restablecerá cuando el proyecto se haga realidad. Existen otras pirámides que representan el poder de la élite sobre las masas, como la Memphis Arena, el Hotel Luxor de Las Vegas y el Hotel Rafflex en Dubai.

Al entrar en la gran pirámide a nivel del suelo, el interior es oscuro y cavernoso. Se trata del sótano de la casa de la ópera de Astana, donde la masa confiada es entretenida. A pesar de la oscuridad, una imagen enorme del sol ocupa casi todo el techo. Justo en la parte superior de la ópera está el espacio central de la pirámide. Actúa como sala de reuniones para conferencias para reunir a los líderes religiosos del mundo. Hay un gran simbolismo en todo ésto. Los líderes religiosos de todo el mundo, sentados alrededor de una enorme figura del sol, discutiendo la manera de conciliar sus diferencias para la venida de la Nueva Era. La resignificación es evidente: todas estas teologías son simplemente consecuencia del objeto original de culto: el sol. Este espacio es mucho más luminoso que el teatro de la ópera, lo que representa el progreso hacia la iluminación. La imagen del sol en el centro de la mesa redonda está exactamente en la parte superior del sol de la casa de ópera. Así, mientras la población en general es entretenida en la oscuridad del mundo material, los iluminados, sentados encima de ellos, están contemplando cómo llegar a la piedad. He aquí un tema central: si usted lee otros artículos en la red puede tomar conciencia de los objetivos del nuevo orden mundial. Uno de ellos es la sustitución de todas las religiones por una forma de neo-paganismo.

El ápice es literalmente celestial. Es redondo, fenestrado y bañado con la luz del sol glorioso. Las imágenes de palomas blancas están incrustadas en las ventanas, lo que representa la paz, que dará lugar a la unificación de los gobiernos del mundo y las religiones en el nuevo orden mundial verdadero y sano. El ápice es la máxima representación de la consecución de la iluminación, de forma individual y a nivel mundano. Las divisiones de la pirámide (la cámara baja, la ópera oscura, la sala de conferencias media y el ápice piadoso) encarnan la visión pitagórica del mundo. Las enseñanzas de Pitágoras son estudiadas en sociedades ocultas de hoy.

Pitágoras divide el universo en tres partes, que él llamó el Mundo Supremo, el Mundo Superior y el Mundo Inferior. El mundo más alto, o Supremo, era una esencia espiritual sutil que impregna todas las cosas, y por lo tanto el verdadero plano de la deidad suprema. La deidad está omnipresente en todos los sentidos, omnipotente, y omnisciente. Ambos mundos inferiores existían dentro de la naturaleza de esta esfera suprema. Según el griego, el Mundo Superior era el hogar de los inmortales. También fue la morada de los arquetipos, o los sellos; su naturaleza de ninguna manera influía en la materia, pero ellos proyectaban su sombra sobre el fondo (el Mundo Inferior), siendo reconocibles sólo a través de su sombra. La tercera, o mundo inferior, fue el hogar de esos seres que participaban de la sustancia material o fueron ocupados en el trabajo con o en la sustancia material. Por lo tanto, este ámbito fue el hogar de la humanidad y los reinos inferiores, los de la tierra temporalmente, pero capaces de elevarse por encima de este ámbito, por la razón y la filosofía.

También diseñado por el reconocido arquitecto británico Sir Norman Foster, hay un monumento -el Bayterek-, que se supone que encarna un cuento popular sobre un árbol mítico de la vida y un pájaro mágico de la felicidad. El pájaro, llamado Samruk, había puesto su huevo en la grieta entre dos ramas de un álamo. El huevo -el globo de oro en la parte superior del monumento- representa una vez más al sol, la deidad suprema. Este “árbol de la vida” representa el canal a través del cual los espíritus van a abandonar el mundo material y unirse al mundo divino. Este concepto está en la mayoría (si no de todas) de la mayoría de las sociedades esotéricas. Los visitantes pueden ir a la parte superior de la torre y tener una vista maravillosa de la ciudad de Nazarbayev. Hay también algunos elementos extraños a la vista. Dentro del globo nos encontramos con una cosa enigmática. Es un triángulo de oro con la huella del presidente Nazarbayev en él. ¿Porqué? Sinceramente no lo sé. Todo lo que puedo decir es que parece salido de la película “Desafío total”.

La Composición Bata es un globo firmado por los representantes de diecisiete confesiones religiosas. También hay dos pilares y uno en el medio, más lejos. ¿Hay alguna posibilidad de que ésto pueda ser el simbolismo masónico? Sí, los pilares gemelos de oro representan los dos pilares de la masonería llamado Boaz y Jachin. Situado en un lugar de importancia en la ciudad, el palacio presidencial se encuentra al final de una ruta ceremonial que se inicia con la torre Bayterek. Una gran cúpula cubre la parte superior del palacio, lo que representa el principio femenino, en oposición a la torre fálica Bayterek, el principio masculino. Este diseño está presente en casi todas las ciudades importantes, como Washington DC y París.

Finalmente esta el Centro de Entretenimiento Shatyry Khan (la mayor tienda del mundo). Esta odisea inconclusa se ha diseñado, una vez más, por Sir Norman Foster (que básicamente ha diseñado toda la ciudad). Por debajo de la carpa, un área de más de diez estadios de fútbol, será un parque interno a escala urbana, comercial y lugar de entretenimiento con plazas y calles adoquinadas, un río, un centro comercial, un minigolf y un complejo turístico en el interior. Se ha dicho que esta estructura está hecha para que pareciera un tabernáculo, a la par con el templo de Salomón.


Por Arq.com.mx

0 comentarios:

Publicar un comentario