viernes, 27 de junio de 2014

Casa sobre casa

Casa sobre casa

Esta obra a cargo de OOKO industriarquitectura, en Robledo de Chavela (Madrid), comienza con la adquisición de una vieja casita, construida sobre un terreno rocoso con bastante pendiente, importante arbolado, orientación sur y magníficas vistas de la sierra.

La rehabilitación de la casita y la adecuación del entorno de la parcela siguen procesos convencionales de construcción y con una premisa fundamental: la completa reutilización de todo lo existente en el lugar. Así, utilizando la numerosa piedra existente en la parcela, se levantaron muros y se pavimentaron algunas zonas, formando superficies planas, rellenas con los escombros resultantes de las obras de la casita, que extienden la casa en el entorno.

Se reutilizaron las viejas cerrajerías en la formación de las nuevas, e incluso en los armados de las nuevas zapatas, se recuperaron todos los desperdicios de madera para la nueva calefacción, consistente en una estufa de leña, y se empleó todo el material resultante de excavaciones para rellenos. De la obra no sale un solo residuo, únicamente pequeñas cantidades de material completamente reciclable, que se lleva a centrales de tratamiento, como el cobre o las griferías viejas.

Una vez habilitada la vieja casa, comienza la construcción de la nueva vivienda, que volará sobre ella formando un gran porche a su alrededor. Esta vez, el desarrollo de los trabajos en altura y por medios completamente manuales, exige una construcción en seco, ligera y modular, que pueda extenderse durante un tiempo prolongado sin depender de las inclemencias del tiempo típicas de la sierra madrileña. Además, a lo largo de este tiempo se acompasa el proceso constructivo con las posibilidades económicas de adquisición de material, repartiendo el gasto de manera uniforme a lo largo de la obra.

El exterior de la nueva casa, suelo, fachada y cubierta, es de chapa de acero galvanizado, por dentro se ponen tableros derivados de madera, separados por un grueso alma de lana de roca. La estructura, a base de perfiles de acero, está modulada para ser a la vez estructura y bastidores de sujeción de ambas caras. Los huecos de la fachada, protagonistas de la cara sur de la casa, están formados por vidrios en las partes fijas, y una estructura similar a la de las fachadas en las partes móviles, cuentan todos ellos con chapas perforadas móviles de acero galvanizado como protección solar.

Se reducen al máximo el trazado de las instalaciones, que parten de los puntos de conexión previstos en la vieja casa, prestando especial atención a sus posibilidades de registro. Los inodoros están conectados a un circuito independiente para poder ser abastecidos con agua recuperada de las lluvias, y el sistema de calefacción de radiadores se abastece exclusivamente de leña. Como resultado se consigue reducir al máximo las operaciones de mantenimiento de la nueva construcción, así como el coste energético y económico para mantener las condiciones de confort.

Al terminar la estructura metálica y la plataforma del suelo de la nueva casa, calculada para que ningún elemento supere los 160 kg y puedan moverse y colocarse por medio de poleas y palancas, se comenzó con un proceso inverso en el cual la casa se construye de fuera hacia dentro, colocando primero las chapas exteriores y los vidrios, para posteriormente ir colocando las capas hacia el interior.

En esta fase tampoco se generan residuos porque todo se trae medido y cortado desde cada uno de los diferentes suministradores. En el momento en el que se cierra el volumen de la casa, se instala en su interior un taller donde se van desarrollando y fabricando el resto de los elementos necesarios para terminar la casa. Se fabricó todo, las carpinterías, sus dispositivos de apertura y cierre, las protecciones de los huecos, las barandillas, las escaleras, las puertas, los muebles, las encimeras.

Casa sobre casa

Casa sobre casa

Casa sobre casa

Por iiarquitectos y arq.com.mx

0 comentarios:

Publicar un comentario