miércoles, 8 de abril de 2015

Ciudades del Futuro (Paolo Soleri)

Ciudades del Futuro (Paolo Soleri)

"CIUDADES DEL FUTURO"


La ciudad del futuro es un tema que siempre se ha tomado, se habla de ciudades debajo de la tierra, en el cielo e incluso en otros planetas, etc.
Llegaría el tiempo de Paolo Soleri, un hombre entusiasta dispuesto a proponer sus ideas a los demás, Tan solo vasta con ver algunas de sus imágenes para darnos cuenta del tipo de ciudades que proponía.
Ciudades utópicas, pensadas para aun determinado número de habitantes y todo “planificado” en ellas.

IDEAS PRINCIPALES

Se comenzaron a difundir las ideas de Soleri, las cuales estaban inspiradas en la alta tecnología, células articuladas, la relación entre hombre, naturaleza y tecnología.
Todo esto ejecutado en una trama compacta de unidades habitacionales enraizadas en la tierra, pero sin olvidar el avance tecnológico.
Integraban entre sí, la herencia orgánica de Wright, la tradición constructiva de los romanos y la visión de las megaciudades de la ciencia ficción.

Con este tipo de Bocetos te quedas impactado, no te imaginas que le paso por la mente a Paolo Soleri, para diseñar este tipo de ciudades. Realmente después de unos minutos de meditación te das cuenta que son espacios o ciudades que habría que vivirlas para realmente saber su funcionamiento, pero por recursos, tiempo, factibilidad, son prácticamente imposible realizarlas, y mas en el tiempo en que se desarrollaron este tipo de esquemas.

Actualmente ya se puede hacer de todo, y una idea de Soleri no seria una exageración, pero nunca se sabe que podría pasar en ese tipo de ciudades perfectas, con un toque de suerte se queda como prototipo, o es un fracaso total como ciudades ideales que actualmente conocemos (Brasilia).

Pero la ciudad del futuro no debe ser una vaga suposición, ni debe existir dudas en su ejecución, Se deben hacer ciudades quitándole las frase futuristas, utópicas, etc., que respondan a las necesidades de la sociedad, y que haya una correspondencia entre el ciudadano y la ciudad sin importar la forma, el color o sabor de la misma.

Por iiarquitectos

0 comentarios:

Publicar un comentario